.

.

viernes, 7 de abril de 2017

Arquitectura moderna para los museos



Los museos son inmuebles representativos de cada país, pero regularmente están conformados con símbolos de identidad, valores e historia del mimo y si le suman que se ubican en países cosmopolitas se crean grandes obras arquitectónicas y los hace convertirse en inmuebles icónicos representativos del paisaje urbano.

Un punto sumamente importante es la estética con la que están diseñadas y que se ha venido volviendo tendencia desde comienzos del siglo pasado, la tendencia dentro de la arquitectura denominada Futurista ha venido a crear una corriente que busca olvidar la apatía cultural, historia de las formas o bien lo antiguo, dicho coloquialmente, ocupando como herramienta la vanguardia ocupando materiales como los metales, madera, estructuras de cristal figuras difusas, que como trasfondo deja una gran mejora en el aprovechamiento de espacios y la admisión de luz natural. En muchas de las ocasiones los inmuebles son creados representando una figura, animal o algo sumamente representativo del país.

Ahora te enlistare sólo 10 museos que arquitectónicamente describe lo que ya antes te mencionaba, hacer la selección puede ser o de tu agrado por eso te invito a que conozcas estos y más museos, para que como anteriormente se te ha dicho, la arquitectura está hecha de vivencias y son fotografías de tu vida, busca tu propio estilo, convierte la Arquitectura y el Diseño en parte de tu vida.


Museo Oscar Niemeyer

Curitiba, Brasil



Museo localizado en la ciudad de Curitiba, Estado de Paraná, Brasil. El complejo de dos edificios, instalado en un área de treinta y cinco mil metros cuadrados de los cuales diecinueve mil están dedicados al área de exposiciones, es un verdadero ejemplo de arquitectura aliada al arte. El primer edificio fue proyectado por Oscar Niemeyer en 1967, fiel al estilo de la época, concebido como un instituto de educación. Fue reformado y adaptado a la función de museo, para lo que Niemeyer le construyó un anexo con forma de ojo, imprimiéndole una nueva y particular identidad.

Este espacio construido en un área de cerca de 35 mil m2 cuenta con más de 17 mil m2 destinados a la exposición de artes visuales, arquitectura, urbanismo y diseños, con lo que se convierte en el más grande de América Latina. El Museo Oscar Niemeyer abrió sus puertas al público en 2002 y en reconocimiento al arquitecto brasileño que diseñó el edificio principal en 1967, lleva su nombre. Este re                                                                                                        cinto presenta un total de 12 salas de exposición, que han alcanzado los 2 millones de visitantes desde 2003. En 2001 dejó de ser la sede de los departamentos estatales para convertirse en un nuevo museo. El edificio sufrió adaptaciones y ganó un archivo adjunto, popularmente se le ha llamado Ojo, por su alargada forma que simula la silueta de un ojo humanoide.

La institución tiene como foco las artes visuales, la arquitectura y el diseño. Por su grandiosidad, belleza e importancia del acervo, actualmente representa una institución cultural con proyección nacional e internacional.


Biosphere, Environment Museum

Montreal, Canadá



Este edificio fue símbolo de la Expo 67, una feria que dio la bienvenida a no menos de 11 millones de visitantes en seis meses. La esfera diseñada por el visionario arquitecto Buckminster Fuller tiene un lugar importante en la historia de la arquitectura contemporánea. Ya que, desde 1995, la biosfera es un sitio dedicado a la acción del medio ambiente y la educación. Con más de 15 años de actividades como museo, se ha enfocado también a actividades de divulgación ambiental.


Museo de Arte de Milwaukee

Wisconsin, Estados Unidos



Compuesto por tres edificios diseñado cada uno por un arquitecto legendario, el Museo de Arte de Milwaukee es considerado como un hito dentro de la arquitectura. Con una extensión de 341 mil pies cuadrados, está compuesto por el Centro Memorial War (1957) diseñado por el arquitecto estadounidense de origen finlandés, Eero Saarinen; el Edificio Kahler (1975) de David Kahler, y el Quadracci Pavilion (2001), creado por el arquitecto español Santiago Calatrava. Recibe cada año a cerca de 400 mil visitantes y en su interior resguarda 30 mil obras de arte de la antigüedad hasta la escultura, grabados, dibujos, artes decorativas, fotografías y arte popular del siglo XX. Su estructura incorpora tecnología de vanguardia y la artesanía del viejo mundo, además de que es un edificio que sólo se podría haber construido en una ciudad con una fuerte tradición artesanal, como lo es Milwaukee.


Museo BMW

Munich, Alemania



La firma de arquitectos y diseñadores de exposiciones de Atelier Brückner fue la encargada del diseño del nuevo Museo BMW, que requería un trabajo de restauración de la cubierta del edificio que alojaba al anterior museo, así como la ampliación de espacios y mejora de aspectos técnicos. La planificación del museo de esta firma de automóviles de lujo comenzó en 2002 y el término de la edificación concluyó en 2008. Inspirándose en una nueva idea del arquitecto Karl Schwanzer, el creador del museo original en 1973 incluía el principio de la arquitectura dinámica, que permitiría integrarla en los edificios históricos y así marcar un punto de referencia entre la ingeniería y el diseño de una manera contemporánea y moderna, para desarrollar este proyecto. Este espacio cuenta con la exhibición de objetos, entre los que se incluyen automóviles, motocicletas, motores de avión y motores de carrera.


Museo de Louvre

París, Francia



Considerado como uno de los museos más visitados y más grandes del mundo, recibe casi 10 millones de personas cada año. Este recinto, que ya es un icono del centro de París desde finales del siglo XII, ha sufrido diversas metamorfosis, pues su estructura original fue engullida gradualmente a medida que la ciudad crecía. La pirámide de cristal construida por el arquitecto estadounidense de origen chino I. M. Pei fue inaugurada el 30 de marzo de 1989. Desde ahí, los visitantes pueden llegar a las zonas de exposiciones temporales, exhibiciones sobre la historia del palacio y museo, un auditorio, así como instalaciones públicas (librería, cafetería, restaurante).


Museo Guggenheim Bilbao

Bilbabo, España



Un buen ejemplo de la arquitectura vanguardista del siglo XX es este museo que fue diseñado por el estadounidense Frank Gehry, premiado con el más prestigioso galardón otorgado a la trayectoria de un arquitecto, el Pritzker de 1989. La construcción de este proyecto se llevó a cabo de octubre de 1993 a octubre de 1997. Debido a la complejidad matemática de sus formas curvilíneas se empleó un avanzado software que es utilizado en la industria aeroespacial, CATIA. En este espacio de 24 mil m2 de superficie se traslada de manera fidedigna el concepto a la estructura y así facilita la construcción. Se eligió ubicarlo en una curva de un antiguo muelle de uso portuario e industrial, a fin de lograr la reurbanización de la ciudad con 20 galerías en las que se exhiben piezas de artistas como Louise Bourgeois, Eduardo Chillida, Yves Klein, Fujiko Nakaya, entre otros. Hoy en día es considerado como icono de la ciudad.


Museo Zentrum Paul Klee

Berna, Suiza



Inspirado en la vida y obra del pintor alemán, Paul Klee, este recinto fue inaugurado en 2005 y en él se encuentra el más grande acervo de este artista considerado como uno de los más importantes pintores del siglo XX. Fue diseñado por el ganador del premio Pritzker de 1998, y de la medalla de Oro otorgada por la Unión Internacional de Arquitectos, en 2002, el arquitecto italiano Renzo Piano. Conjugar la naturaleza y la arquitectura dio como resultado esta obra, en la que la estética y la funcionalidad son las protagonistas, pues tal y como lo afirmara Klee, es a través del arte, colores y tendencias como se relaciona a la escultura con la arquitectura del paisaje. Una serie de tres colinas como telón de fondo sirvieron para que Renzo se inspirara y dotará de identidad al edificio, el cual ya es un emblema por su singular línea ondulada. Cada una de éstas representa su propia funcionalidad. En la colina norte se imparten conferencias y talleres, en el centro se presentan las colecciones y exposiciones temporales, mientras que en la colina sur es parte de la administración, y estas tres colinas forman parte de la fachada principal.


Museo Kunsthaus Graz



La burbuja azul del arte. Diseñado por los arquitectos de fama mundial Peter Cook y Colin Fournier, el Kunsthaus se asoma elegante y misteriosamente sobre el margen derecha del Río Mur. Con su espectacular forma biomórfica, este recinto se ha convertido en un icono obligatorio que se debe visitar en un próximo viaje a esta ciudad. Sus espacios expositivos atraen a visitantes de todo el mundo para ver espectáculos de arte contemporáneo austriaco e internacional.


Fundación Louis Vuitton

París, Francia



Un espacio destinado a alojar a la creación artística contemporánea francesa, es el edificio destinado a la fundación Louis Vuitton que Bernadrd Arnault, presidente del emporio LVMH, le encomendara su creación al arquitecto Frank Gehry, quien también es ganador del premio Pritzker. Inaugurado en octubre de 2014, este edificio de forma vanguardista permite que desde sus terrazas se disfrute de las vistas panorámicas de la ciudad luz y de la vegetación del Jardín de Aclimatación.


Centro Pompidou

París, Francia



Un edificio en tonos claros y luminosos, de estructura fuerte y elegante, y que se encuentra junto a la estación del tren de Metz, es el Centro Pompidou. Éste se encuentra conformado por una gran estructura hexagonal que aloja tres galerías que atraviesan el edificio, una aguja central que alcanza 77 metros, en alusión a la fecha de apertura en 1977, del original Centre Pompidou, entonces diseñado por los arquitectos Renzo Piano y Richard Rogers. 

Al interior existe mucha luz natural, en donde los visitantes pueden disfrutar de este espacio como una extensión del exterior a través de las fachadas de vidrio. Este centro alberga el IRCAM, un centro de investigación musical y acústica; la biblioteca (Bibliothèque Publique d’Information) para una capacidad de 2 mil personas, al igual del Museo Nacional de Arte Moderno que posee una de las colecciones de arte moderno más completas del mundo, rebasando incluso a las que posee el MoMA de Nueva York, con un aproximado de 100 mil obras de arte. 

lunes, 27 de marzo de 2017

Césped artificial en tu jardín o terraza



A quién no le gusta tumbarse al sol en primavera sobre la hierba del jardín, o dormir la siesta a la sombra en una pradera son placeres que nos depara la primavera y el verano y para disfrutarlos a tope, nada como contar con un suelo de césped en tu jardín o terraza.

Mucha gente prefiere lo natural por encima de lo artificial. Y en el caso de una buena pradera de hierba, ocurre lo mismo. Sin embargo, instalar en el jardín de casa, o incluso en la terraza, un suelo de césped artificial tiene un sinfín de ventajas.



Una de las sensaciones más placenteras que existen es andar descalzo por la hierba recién cortada. La suavidad del césped, lo mullido del suelo y el aroma fresco que desprende a cada uno de nuestros pasos resultan muy agradables.

Sin embargo, entiendo las muchas ventajas que tienen las praderas de césped artificial para uso doméstico. Quiero decir, que son una opción más que recomendable para instalar en los espacios exteriores de nuestra casa.





¿Por qué elegir césped artificial?

No hay uno ni dos motivos por los que merece la pena elegir césped artificial para instalarlo en el jardín o en nuestra terraza. Hay muchas razones para elegirlo por encima de su versión natural.

Para empezar el césped natural requiere un mantenimiento tan laborioso y exigente, que hace que mucha gente haya desistido de plantarlo en su terreno exterior. Para que esté bonito y lustroso hay que regarlo a menudo y darle todos los cuidados que precisa, que no son pocos. De lo contrario, lucirá pobre y enfermizo.

El césped natural conlleva una considerable inversión de tiempo, esfuerzo y dinero. Si no puedes o no quieres invertir tantos recursos, pero te encantaría contar con una alfombra verde en tu jardín, apuesta por un buen césped artificial de calidad.




Las ventajas del césped artificial

La primera ventaja que debes tener en cuenta si estás pensando en instalar césped artificial en tu casa, es su fácil mantenimiento.

Decidirse por esta opción menos natural supone decir adiós a los cuidados que necesita la versión natural. Ya no tendrás que regar tu pradera, con el consiguiente ahorro de agua que ello conlleva, ni hará falta que lo fertilices ni lo protejas. Y lo que es fundamental, no tendrás que cortarlo nunca más.




El césped artificial es muy resistente ante los cambios de temperatura, las condiciones climatológicas y el tránsito moderado. Así no tendrás que preocuparte si los niños lo pisan demasiado o si juegan a la pelota sobre él.

Otra ventaja importante es que el césped artificial no provoca alergias en personas sensibles, lo que puede ser una razón para instalarlo en ciertos casos.

Eso sí, tendrás que optar por un césped artificial de calidad, aunque con la gran variedad de modelos que existen en el mercado, seguro que no te resultará difícil encontrar un césped adecuado.